BIENVENIDOSBuscanos en Nuestras Redes Sociales @Mexicali686

No Esperes Ayuda de Nadie, Ayudate a ti Mismo

Nuestra sociedad concibe la ayuda como una obligación idealizada. El que ayuda es una persona buena y noble…

Ni una palabra sobra la dependencia que fomentamos en quienes hemos despertado esperanzas con nuestra ayuda; esperanzas que para nada estamos dispuestos a cumplir. Contemplando con exactitud, vivimos en una sociedaqd de dos clases: Los indefensos y los que ayudan.

consejos mexicaliNuestro mundo está lleno de ayudantes dispuestos en todo momento a hacernos felices. Por lo menos, nos lo prometen y nosotros caemos ciegamente en esas promesas.

Una cosa está fuera de dudas: mientras más a menudo dejamos que nos ayuden, más indefensos y dependientesnos volvemos.

En vez de preguntar siempre: “¿Quién me ayuda?” deberías de plantearte la siguiente pregunta: “¿Qué puedo hacer a tiempo para no necesitar, en primer lugar, en absoluto la ayuda ajena?” ¿Qué haces tu ahora?